enero 23, 2013

TRAUMA DE TODO NOVATO: ¡¡TU CÓMIC SE PARECE MUCHO AL DE TU AUTOR FAVORITO!!

Es común que tu primer cómic tenga leves (o extremadamente fuertes) parecidos con el cómic que más te gusta. Y será común también que los comentarios de la gente resalten ese pecadito una y otra vez. Lo que podría servirte a tí como un motivo para deprimirte y dejar a un lado tu loca idea de ser dibujante de cómics.

En estas situaciones, nosotros recomendamos esta sabia frase del gran filósofo y motivador moderno:

(Aplica para niños, adolescentes y adultos que no renuncian a la infancia -como su servidora-)
Cuando comenzamos a dibujar, generalmente copiamos lo que nos gusta, en el caso de la generación del 90, copiaron a Caballeros del Zodiaco, a Super Campeones y a Gokú (la referencia por excelencia), mientras que los chicos de ahora se copian principalmente de Naruto o alguno de los demás que son populares hoy en dia.

De esta manera es como soltamos nuestra mano, copiando el estilo de tu autor favorito y es inevitable que en nuestro primer trabajo se vean esos rastros. Nuestra mente es una gran grabadora que todo lo copia y asimila.Esto es solo el primer paso que damos hacia la meta de hacer cómic. Es lo que llamamos "primer amor".

Pero ojo, EL PRIMER PASO. No puedes quedarte ahi toda la vida copiando. Es necesario que vayas asimilando ese estilo para tomar el tuyo propio. No solo hablamos del dibujo, también en las historias. Hay que documentarse si quieres hacer esto para evitar plagio.

Porque, para que sepas bien, el plagio es un acto ilegal, que te puede meter en problemas con la ley. 

Te acuerdas del tipo que acusaron de copiar a Bleach? (imagen tomada de net)

Alguna opinión gratuita que te podemos dar?

Pues, opinamos que lo mejor es que leas muchos cómic de cualquier tipo, estudialos también: mira el delineado, la forma de los ojos, bocas, manos, figuras, vestuario, temática, secuencia, etc, etc. Toma cada detallito que te guste de diferentes autores para practicar en un solo dibujo. Ejemplo: la forma de los ojos de uno, con la forma de la nariz de otro y ve mirando cómo te queda. Después, hazle cambios a esos detallitos varias veces, para que saques de estos ejercicios algo diferente que te agrade y que pueda servirte como estilo propio. Procura que al final, lo que te resulte no sea IGUAL EN NADA a lo que copiaste. Luego te cansarás de copiar, vas a ver!

Por más que te guste el trabajo de un autor famoso, procura  no copiarte, evita que la gente fanática diga "se parece a..." después de leer o mirar tu cómic.

4 comentarios:

Rizian Larc dijo...

En parte va más con el sentido común de las personas, para personas que opinan que todo está hecho que todo está dibujado y que les da igual copiar, copiar y copiar. Joder, ¿para qué dibujar algo que ya está hecho?

Muchos quieren hacer algo PARECIDO A algo, por una falsa admiración o una ambición suprema de poder ganar una fama con un plagio, vean el caso de Bleach con el cómic que hizo este loquito gringo de pacotilla.

En un mundo dónde ya todo está creado el reto de sorprender a alguien es mayor, pero más gratificante.

bigmigue dijo...

si pasa mucho al empezar, uno se apoya imitando el estilo de alguien que admire, pero la idea es despues soltarse e ir probando estilos y encontrando el de uno.

Yun Brayn González dijo...

Me agrada este artículo. Es importante definir un estilo propio al querer dibujar, así no sea un cómic sino para algo personal... Como sea, el acto de tener un estilo propio de dibujo identifica al artista y abre puertas en un mundo demasiado diverso como es el artístico. Yo apliqué ese tip de ver muchos dibujos y estudiarlos para tomar en cuenta los detalles, cómo dibujar esta cosa y aquella y así, y... Heme aquí. :) "captar trucos, así le llamo yo. ^^"

Lion Leiman dijo...

yo digo que es normal, todos empezamos así, dibujando algo que nos motivo, que nos inspiro, de eso se trata el arte, inspiración, pasión o sentimiento. lo de hacer algo que ya esta hecho: siempre ahí un punto de vista totalmente diferente, dependiendo de la persona, eso va en como la quieras expresar; tener una buena idea no basta, si no como la vas ha expresarla...